31 julio, 2013

Mezclas "10" en Cosmética (I)


En cosmética hay una serie de mezclas que, además de ayudarnos a ahorrar en productos, nos permiten personalizar sus efectos y adaptarlos a nuestras necesidades.


paleta de pintorAlgunas mezclas de las que quiero compartir con vosotras os serán familiares, pero otras puede que os sorprendan, espero que gratamente


En esta primera entrega de Mezclas "10" en Cosmética, os comentaré que combinaciones podéis hacer con algunos de los productos de base: hidratantes de cara y cuerpo, maquillaje y polvos de sol.


Estas combinaciones de productos os pueden ayudar a:


  • Utilizar soluciones más o menos cubrientes, según el momento.
  • Potenciar la luminosidad de nuestro rostro cuando queráis estar radiantes, nos hayamos levantado con mala cara o nos vayamos a hacer fotos.
  • Adaptar y regular el color de nuestra base de maquillaje a nuestro grado de bronceado.
  • Emplear fácilmente el efecto claro-oscuro cuando queramos disimular defectos y potenciar nuestros puntos fuertes, es una forma de esculpir nuestras facciones o nuestro cuerpo. Podremos camuflar una frente estrecha o dar protagonismo a unas bonitas clavículas.


Como estoy practicando con esto de las infografías, os he preparado el detalle con una. He utilizado diagramas de Venn y me ha recordado a mis tiempos de colegio, es decir, hace muchos años ;) A ver qué os parece...



Mezclas10encosmeticaI title=

27 julio, 2013

Recipientes que Te Enamorarán: Goteros Reciclados

Hoy os dejo uno de mis trucos reciclófilos preferidos: reciclar los frascos con gotero incorporado.


Muchos de los aceites esenciales y algunos medicamentos se presentan envasados en frascos de cristal con un gotero para una dosificación exacta. Pues bien, esos frascos se pueden reciclar y darles un segundo uso muy, muy útil.


Os cuento mis dos trucos favoritos:



1.- Utilizarlos para guardar y dosificar los aceites vegetales para uso cosmético. 


aceites vegetales y goteros


Los aceites vegetales no necesitan utilizarse en cantidades muy abundantes cuando se trata de usos cosméticos. Con unas gotas en el gel de ducha, en la crema corporal o facial, en el champú o en la mascarilla para el pelo es más que suficiente; pero en muchos de los envases originales la dosificación es más difícil. Por eso, un frasco pequeñito con un gotero es perfecto para esta tarea. Además, si se os vierte el frasco (algo posible, por lo menos en mi caso), el desastre será mucho menor. Calculad, un envase original suele contener 125 ml. de aceite y la capacidad de un recipiente para aceites esenciales es de unos 15 ml... mucho mejor, ¿verdad?


Otra ventaja añadida es que los goteros también son de cristal color topacio, lo que facilita una adecuada conservación del producto.


aceites vegetales y goteros


Como suele utilizar distintos aceites vegetales y los goteros son todos iguales, tengo un truco sencillo para diferenciarlos. Le hago una pequeña marquita con esmalte de uñas de distintos colores, así tengo claro qué aceite hay en cada recipiente. En un principio pensé en etiquetas adhesivas pero, como al final el aceite mancha el frasco, se despegan enseguida. La laca de uñas es mucho más resistente y aguanta bien los lavados a mano.


esmalte de uñas para diferencias los aceites


2.- Para guardar y dosificar la lejía de uso alimentario.


La lejía de uso alimentario es uno de los clásicos en cualquier casa y, como todos sabemos, viene en envases grandes y poco manejables. Teniendo en cuenta que sólo hay que añadir unas pocas gotas al agua para beber o lavar verduras y frutas, esos botes son muy incómodos e inseguros de manejar.


Yo lleno un frasquito con gotero de lejía y ya está. Dosifico perfectamente el producto para que sea seguro y no es fácil que se me derrame sin querer. Yo lo dejo en el botiquín de la cocina y así me resulta más cómodo su uso.


lejia de uso alimentario y gotero


Para tener siempre presente el tipo de producto que lleva el gotero y no confundirlo con otros frascos iguales, le hago un aspa con esmalte de uñas rojo. La seguridad ante todo.


gotero con lejia y aspa roja

23 julio, 2013

Crema de Queso Fresco con Limón y Canela

Hoy no puedo dejar de compartir con vosotr@s esta receta, porque es una verdadera delicia: Crema de Queso Fresco con Limón y Canela. Es un postre sencillísimo de hacer, exquisito, refrescante y muy, muy saludable.
crema de queso fresco con limon y canela


Tiene un sabor increíble a tarta de limón "de las buenas" y es perfecta para terminar una comida copiosa o una cena de verano con amigos. 


Ingredientes (4 personas)


500 gr. de queso fresco batido
100 gr. de queso tipo Philadelphia Light
4 cucharadas soperas (sin colmar) de azúcar integral de caña
1 limón
Canela


Notas sobre los ingredientes


ingredientes crema de queso fresco con limón y canela
  • El queso fresco batido puede ser sustituido por otro que también sea fresco, por ejemplo requesón.

  • El queso tipo Philadelphia puede no ser light, aunque el postre será menos ligero, claro. 

  • El azúcar se puede sustituir por edulcorante, por ejemplo, stevia.

Preparación


Sencilla donde las haya:


Lavad bien el limon y ralladlo. Evitad llegar a la parte blanca de la piel, porque es la que amarga. La zona de color amarillo es la que contiene todos los aceites esenciales del limón y la que aporta todo el sabor y el aroma


canela
La canela es casi imprescindible en este plato
Poned los quesos, la ralladura del limón y el azúcar en el vaso de la batidora y batidlos hasta que queden bien cremosos, con una textura sedosa.


Dejad enfriar la mezcla en la nevera una hora, más o menos, el frío le dará un toque especial.


Servid en recipientes individuales, rallad un poco de limón encima de cada uno y espolvoread abundante canela por encima.


Consejo plus


azucar
Es un postre rico y dulce, pero no empalgoso
Si queréis un postre más potente, podéis incluir unas galletas (maría, Oreo...) bien machacaditas.


Podéis adornar con unos barquillos, bizcochos tipo Soletilla o galletas








19 julio, 2013

Uno de Mis Trucos Favoritos: Ampollas de Colágeno

ampollas de colageno farlineHoy comparto con vosotras uno de mis trucos de belleza: las ampollas de colágeno con efecto flash y antiarrugas de Farline (Cofares). Llevo usándolas varios años y sólo puedo decir maravillas de ellas. 


Os hablo específicamente de éstas porque, aunque he usado otras marcas, éstas son las que encuentro más eficaces y, muy importante, más económicas.


Os cuento más...
 


¿Qué es el colágeno?


El colágeno es una proteína presente en nuestro organismo que, aplicada de forma tópica, aporta hidratación, tersura y firmeza


Aunque, en principio, el colágeno tiene moléculas grandes a las que le cuesta penetrar en la piel, al aplicarle distintas técnicas (p. ej.: hidrolizado) que rompen esas moléculas en trozos más pequeños consiguiendo que puedan traspasarla y ser más efectivas. En cualquier caso, aunque no pudiesen rebasar la capa más externa de la piel (algo que no sucede en este caso), servirían para crear una capa externa e invisible que mantendría la hidratación de la piel y ayudarían a crear un efecto tensor (flash)... aunque sólo durase unas horas.


Oiréis que el colágeno sólo es efectivo ingerido, aunque con estas técnicas que facilitan la penetración en la piel, es también eficaz de forma tópica. La combinación perfecta sería: una alimentación que favorezca la formación de colágeno + suplemento oral de esta proteína + tratamientos de cabina que aumenten la producción de colágeno en nuestra piel (p. ej.: foto rejuvenecimiento) + tratamientos tópicos que los contengan puro en una alta proporción.  

 
¿Para qué se usa?

 
Este tratamiento sirve para atenuar las arrugas, regenerar, nutrir, revitalizar, aportar luminosidad y proteger del sol de manera natural (ojo, esto no quiere decir que se os olvide el protector solar). También tiene un efecto antioxidante, gracias a la vitamina C. 

 
¿Qué composición tienen las ampollas?

 
En su composición encontramos, además de colágeno, otras joyas de la cosmética: vitaminas C y F, elastina, centella asiática y camomila.

 
¿Para qué se emplean?


ampollas de colagenoEstas ampollas las podéis usar como flash de belleza cuando tengáis algún compromiso y el cansancio y el estrés hayan hecho mella en vosotras o, simplemente, para que el maquillaje quede perfecto, al tener un efecto tensor e iluminador. Personalmente, las uso cuando no me levanto con buena cara o cuando tengo un evento en el que quiero estar perfecta. Facilitan muchísimo el maquillaje: la base queda lisa y dura mucho más, se optimiza el efecto de los correctores y deja los labios mucho más jugosos. Y si las vais a usar sin maquillaje, veréis que hasta aporta la sensación de buen color.

 
También las podéis utilizar como extra en vuestra rutina de belleza. El fabricante recomienda el producto para un efecto antiarrugas, con una aplicación diaria durante 15 días y un mantenimiento de 2-3 veces por semana. Yo las uso como un habitual dentro de mis tratamientos faciales: por la mañana las uso antes o en lugar del sérum, las utilizo cuando me aplico mascarilla (pongo una buena capa antes de ponérmela para que penetre bien junto con los principios activos de las mascarilla) y como tratamiento extra para las arruguitas del escote.


Un truquito manicuril: poneos un par de gotas antes de la crema de vez en cuando y veréis que suaves y rejuvenecidas quedan vuestras manos. Ideal cuando tengáis un compromiso y os vayáis a poner vuestro mejor anillo.


¿Cómo aplicarlas?


Como es de suponer, se aplican con las piel limpia y seca, vamos ninguna novedad. Poned una pequeña cantidad en las palmas de las manos y extendedla por todo el rostro con suavidad. Masajead con mimo por toda la cara para no desplazar tejidos e insistid en las zonas más problemáticas (cuello, parte superior del labio, comisuras, patas de gallo, entrecejo, frente...); eso sí, evitad el contorno de los ojos, el producto es potente y se trata de una zona muy delicada. Luego haced presiones ligeras con las palmas de las manos por el rostro, para que penetren mejor sus componentes).

 
Plus

 
pack de 11 ampollas de colágeno de farline
Las encontraréis en farmacias físicas y online. A mí me las recomendó hace mucho mi farmacéutica y desde entonces soy usuaria convencida.


Estas ampollas son mucho más económicas que las más conocidas del mercado, aunque cuentan con más principio activo. El precio recomendado son 3,50 € la caja de 2 ud. y 17,30 € la de 11 ud., vamos un chollo. Personalmente, me parece más interesante la opción de las 11 unidades, porque seguro que tendréis ocasión de usarlas.

 
No hace falta utilizar toda la ampolla de una vez. El fabricante habla de que, en cada una, hay hasta 3 dosis; mi experiencia, es que se puede estirar incluso más. Eso sí, debéis usarla en los 5 días siguientes a haberla abierto (a temperatura ambiente, si está en frigo podría durar algo más, aunque yo no me arriesgaría). En cualquier caso, os daréis cuenta de que cambia de color (ámbar en condiciones óptimas) con el paso de los días y el líquido se vuelve parduzco, cuando llegue ese punto, desechadla.

 
Otra ventaja que tienen estas ampollas es que llevan un accesorio para romper la ampolla (es de vidrio) que evita que os dañéis las manos. Yo llevo usando este producto mucho tiempo y antes no lo incluía en la caja y me he cortado en varias ocasiones, ahora con esta ayudita, es mucho más cómodo.

 
ampolla de colageno con capucha protectoraY, uno de sus grandes atractivos, lleva una especie de capucha de plástico que se ajusta a la ampolla una vez abierta y ayuda a conservarla perfectamente esos 4-5 días, además de facilitar su dosificación. Como es de plástico, sólo tenéis que lavarla después de acabar cada ampolla y reutilizarla. Otra cosa que antes no llevaba y que me parece una idea genial.

 
Si os gustan las ampollas de colágeno pero no usáis esta marca, os doy un consejo que me dio mi súper-esteticista Patricia: para conservar mejor las ampollas una vez abiertas, utilizar una jeringa (sin aguja, of course), así evitaréis que el producto tenga un contacto excesivo con el oxígeno y los gérmenes; ponedla en un vasito boca arriba, así no se saldrá el contenido.

 
Y una advertencia: a veces pueden enrojecer ligeramente la piel, aunque se pasa enseguida. No producen alergia ni dan reacción, pero a veces tienen un efecto algo irritante, un pequeño precio que hay que pagar por un resultado increíble.





15 julio, 2013

Cómo Preparar un Buen Botiquín para las Vacaciones

botiquin
Hace unos días os hablé de las cosas que se olvidan a la hora de preparar la maleta para las (ansiadas) vacaciones, pues bien, abundando en el tema, hoy me gustaría comentaros qué debe incluir un botiquín para llevarnos de viaje. Especialmente importante si durante las vacaciones vamos a hacer actividades de riesgo (no, no, llevar a la suegra de copiloto mientras se conduce no cuenta como deporte de riesgo... ¿o sí?) o nos acompañan personas mayores o niños pequeños


Veamos qué debe incluir:


Para curas


    tiritas
  • Gasas estériles (de varios tamaños).
  • Compresas.
  • Vendas (de distintos tamaños).
  • Esparadrapo (que tenga una buena adherencia).
  • Algodón.
  • Apósitos (las tiritas de toda la vida, vamos; de varios tamaños).


Antisépticos
 

  • Jabón.
  • Suero fisiológico (0,9%, para lavar e irrigar las heridas)
  • Toallitas antisépticas.
  • Alcohol 96º.
  • Agua oxigenada.
  • Povidona yodada (el clásico Betadine, por ejemplo)
  • Antiséptico de clorhexidina (1%, tópico, no el que se usa para los enjuagues bucales).


Medicamentos (*)


  • Analgésico-antitérmico (paracetamol).
  • Antiinflamatorio oral (ibuprofeno).
  • Antiinflamatorio tópico (como los que se usan para las caídas o las lesiones deportivas).
  • Pomada o loción para las picaduras de insectos.
  • Pomada para las quemaduras solares (que no deberíais tener, porque usáis protección solar, ¿verdad?).
  • Antiácido (en vacaciones es más fácil excederse con la comida).
  • Antiemético (para las náuseas y los vómitos).
  • Suero oral (en caso de deshidratación grave).


maletin de primeros auxilios(*) ¡Ojo! los medicamentos descritos son una generalización de lo que debería llevar un botiquín básico, no los que vosotros necesitáis en concreto. Consultad siempre al médico o al farmacéutico sobre estos fármacos, porque lo que puede ser ideal para una persona puede dañar a otra por alergias, sensibilización a alguno de sus componentes o interacciones con otros medicamentos.


También debéis incluir todos los fármacos que os haya prescrito el médico, tanto en el caso de tratamientos de dolencias puntuales como para enfermedades crónicas (diabetes, asma, etc.).



Otros


    termometro
  • Guantes desechables (como los que usan los médicos para las exploraciones)
  • Tijeras (mejor con punta roma)
  • Pinzas.
  • Jeringas (de varios tamaños)
  • Termómetro.
  • Bolsas de frío / calor instantáneo.
  • Manual básico de primeros auxilios.
  • Teléfonos de emergencias que podáis necesitar.
  • Documentación sanitaria (cartillas, autorizaciones desplazados, informes médicos relevantes, listado de alergias, etc.). 
  • Papel y bolígrafo, por si tuvieseis que anotar síntomas o datos para una asistencia sanitaria posterior.


Consejos


    contenido botiquin
  • Revisad periódicamente el contenido del botiquín y desechad los productos que hayan caducado o que lleven tiempo abiertos.
  • Reponed los artículos que hayáis utilizado para que el botiquín siempre esté surtido.
  • Procurad protegerlo del sol, la luz y el calor para mantener la integridad de los artículos. Si lo lleváis de viaje en el coche y va a estar mucho tiempo al sol, llevadlo dentro del habitáculo si tiene aire acondicionado, si no lo tiene, metedlo bien cerrado en una bolsa de las de los congelados con unos enfriadores.
  • Buscad un maletín o bolsa que sea cómodo de organizar y que os permita tener todos los elementos a mano cuando los vayáis a necesitar.
  • Memorizad dónde está cada cosa en el botiquín para que no tengáis que perder tiempo buscando cada cosa en el momento de usarlo.
  • Podéis usar este botiquín de viaje también en casa.


Ya sabéis, chic@ prevenid@ vale por dos.

11 julio, 2013

Manos y Pies Nutridos al Instante

productos para nutrir manos y piesLas manos y los pies sufren durante todo el año, pero más aún en verano con el aire acondicionado, el sol, el calor y los baños en la piscina o el mar.


Si queréis que manos y pies estén nutridos, hidratados y, además, ayudar a la eliminación de manchas solares, sólo tenéis que utilizar este sencillo truco.


Aquí va...


Antes de acostaros y todas las noches, aplicaos la siguiente mezcla:


  • Manteca de karité (una cantidad equivalente a 2 almendras es más que suficiente para manos y pies).


  • Sérum de Vitamina C (1 pulsación del dispensdor del producto)


¿Por qué estos tres productos?


  • Porque la manteca de karité aportará nutrición a manos y pies y os dejará la piel sedosa. Es un buen aliado contra el envejecimiento, justo lo que necesitamos en estas zonas tan castigadas y nos servirá de protección frente a los elementos. Y os ayudará a mantener a raya callos y durezas. Además, es ideal para todo tipo de pieles, incluidas las muy sensibles. Os recomiendo que sea 100% bio.
 
  • Porque el aceite de albaricoque también tiene propiedades nutritivas y humectantes, además de ser un buen regenerante, por lo que es ideal para atenuar las manchas solares que tanto afean nuestras manos.


aceite de albaricoque
Mi truco plus: utilizo un gotero para poder dosificar mis aceites vegetales, es cómodo y limpio


    naranja
  • Porque la vitamina C es uno de los antioxidantes estrella, además de actuar junto con el aceite de albaricoque para combatir las manchas. Y, no nos olvidemos de que ayuda a la formación de colágeno, con lo que nos ayudará a lucir unas manos más jóvenes y tersas. Ya se que la vitamina C puede ser cara, pero son sólo unas gotas y merece la pena incluirla en el cuidado de nuestras manos.
  

¿Cómo utilizar estos ingredientes?


manteca de karitéMezclad muy bien todos los productos en la palma de la mano, hasta que queden bien emulsionados. El calor de la piel derretirá (si no lo ha hecho ya este calor veraniego) la manteca de karité y se fusionará perfectamente con el aceite y la vitamina C. 


Masajead manos y pies todas las noches con esta mezcla hasta que se absorba lo máximo posible. Si os sobra mezcla, ponedla sobre el escote y en los codos.


Si queréis un efecto mascarilla, doblad la cantidad que os indico y envolveos manos y pies con papel film durante unos 15-20'. Ya me contaréis el resultado...


Espero que este truco os sea útil. ¿Tenéis algún truco infalible para conseguir unas manos y pies de cine?



También os puede interesar:

15 Consejos para Conseguir unas Manos Perfectas (I)
15 Consejos para Conseguir unas Manos Perfectas (II)
18 Consejos para Cuidar Tus Uñas (I)
18 Consejos para Cuidar Tus Uñas (II)







07 julio, 2013

Calabacines Rellenos A la Italiana

calabacinesMe encantan las verduras y hortalizas, he de reconocerlo y en este época más aún. Tienen tantas posibilidades de preparación, que son un verdadero placer tanto a la hora de cocinarlas como de degustarlas.


Una de las hortalizas que más juego dan son los calabacines que, además de deliciosos, son una fuente de vitaminas y minerales. Y, además, poseen una gran cantidad de agua, lo que los hace ideales para mantener nuestra hidratación y para ayudarnos a cuidar la línea. 


Con esta promoción, ¿os apetece algún plato preparado con calabacín?


Pues aquí va una receta: Calabacines Rellenos a la Italiana. Lo de "a la italiana" es cosa mia, desconozco si en Italia hacen algo así, pero su sabor me recuerda a plato de trattoria... y, además, queda bonito, ¿verdad?


Vamos a ello...


Ingredientes (para 4 personas)
parmesano rallado

2 calabacines medianos
2 pimientos del piquillo
4 cucharadas (soperas) de tomate concentrado
1 lata de atún claro al natural
Parmesano rallado
Orégano y albahaca
Aceite de oliva
Sal
Pimienta


Notas sobre los ingredientes


  • Elegid los calabacines de un tamaño medio, son más sabrosos y sus cualidades nutricionales son mayores que si son excesivamente grandes.
  • Procurad que los calabacines tengan la piel lisa y brillante, eso significa que están más frescos y tendrán mejor sabor. 
  • El tomate puede ser natural en lugar de concentrado, aunque el sabor será menos potente.
lata de atun
  • El atún puede ser en aceite, aunque perderá un poco de acidez. El sabor más ácido del atún al natural le da un punto más refrescante al plato, además de hacerlo más ligero.
  • Podéis sustituir el parmesano por otro tipo de queso que gratine bien, aunque el parmesano parece hecho a propósito para este tipo de platos. Mi consejo, que el rallado sea grueso en lugar de en polvo, gratina y sabe mejor en este caso. Si no os preocupa la línea, podéis ponerle una bechamel ligera antes del parmesano, quedará riquísimo.
  • Podéis hacer este plato con berenjenas, cebollas, tomates, pimientos, champiñones... sólo tenéis que dejar volar la imaginación.

  • Esta receta sirve como primer plato o como guarnición, al gusto.


Preparación


Lavad bien los calabacines, porque lo ideal es preparar este plato con piel. No sólo es la parte que más nutrientes acumula de esta hortaliza, además ayudará a sostener mejor el relleno.


Cortad las hortalizas en cilindros de unos 3 ó 4 dedos, eliminando los extremos; es necesario hacer cortes que permitan conseguir una buena base. 


Haced una especie de pocito en cada trozo de calabacín que sea suficiente para albergar el relleno, pero que permita que el mismo se mantenga sin derramarse. Debéis tener en cuenta que la hortaliza mermará al hornearse. Yo vacío los calabacines con esos utensilios para sacar bolitas de los melones, porque me resultan muy cómodos, aunque podéis usar una cucharita de café o un cuchillo si os resulta más fácil.

calabacines rellenos 
Rallad o cortad en trocitos pequeños el interior del calabacín y ponedlo en un bol. Añadidle el atún desmigado, los pimientos del piquillo cortados finamente, las 4 cucharadas de tomate concentrado, las especias y un chorrito de aceite de oliva. Salpimentad y mezclad bien.


Salpimentad también el interior de los calabacines y ponedles un chorrito de aceite de oliva. Rellenad cuidadosamente con la mezcla anterior.


calabacines rellenos listos para hornearCubrid con parmesano rallado y ponerlo en el horno convencional a 180º durante unos 20' (precalentar antes 5'). Si los horneáis en microondas, ponedlo en la función micro+grill a 600W durante unos 6-8 minutos. Como siempre os recomiendo, cada horno y cada microondas son un mundo, así que estad pendientes de la cocción para conseguir el punto que deseéis para este plato.



También os puede interesar:

Hortalizas y Verduras: El Calabacín (Eroski Consumer)








03 julio, 2013

Cómo Taladrar Azulejos sin Romperlos

Taladrar azulejos para colgar cualquier cosa puede ser un suplicio. Los azulejos, poco colaboradores ellos, tienden a romperse o rajarse cuando alegremente le aplicamos la taladradora.


Si queréis agujerear vuestra cocina o vuestro baño sin pudor... y sin que se produzcan daños, sólo tenéis que recurrir a nuestro viejo amigo, el esparadrapo.


Aquí va el truco completo...


1.- Presentad lo que queráis colgar sobre la pared y haced una marca en el lugar aproximado donde queréis hacer el taladro.


2.- Poned una cruz de esparadrapo sobre la marca. ¿Os acordáis del truco para pinchar un globo sin que estallase? Si recordáis se ponía un trozo de papel celo y se pinchaba el globo sin problemas, pues es el mismo principio. Y, además, sostiene la punta de la broca en el lugar adecuado, sin que se mueva el resbalar sobre la superficie del azulejo.


3.- Volved a presentar la pieza en la pared y, esta vez sí, haced la marca definitiva. Si tenéis que ayudaros de un nivel o de una cinta métrica, éste es el momento.



4.- Ahora ya sólo tenéis que hacer el taladro. Os recuerdo que, en este enlace, podéis encontrar el truco para no manchar el suelo cuando utilicéis la taladradora.


5.- Luego ya sólo tenéis que retirar el esparadrapo. Si ha dejado pegamento, sólo tenéis que frotar cuidadosamente con acetona o disolvente.


6.- Poned el taco correspondiente.


7.- Y, ya está listo para colgar ese objeto decorativo que os apetece tener en vuestra pared. Y sin que tengáis que llamar a un albañil.


Sencillo, ¿verdad?


Y, si no queréis taladrar la pared, siempre podéis usar los ganchos reutilizables de 3M. Son unos ganchitos que llevan un adhesivo que se puede retirar sin problemas y que no dejan marcas en la pared. Luego, si lo queréis reutilizar, sólo tenéis que tomar otro adhesivo y ponerlo donde lo necesitéis. Ojo, comprobad el peso que resiste el modelo que os gusta, para cercioraros de que resistirá el peso de lo que queréis colgar. 


Me imagino que hay más marcas que comercializan este tipo de productos, aunque aún no los he probado.









Síguenos por correo electrónico