02 septiembre, 2015

18 Consejos para Cuidar Tus Toallas

Llegas a un spa, te predispones a un rato de relax, te dan tu toalla... y lo primero que piensas es: ¿dónde compran estas toallas tan mulliditas, suaves y que secan tan bien? Porque encontrar unas buenas toallas es difícil, pero mantenerlas en perfecto estado es una misión (casi imposible). 

 
Si quieres conocer 18 trucos que te ayudarán a cuidar tus toallas, sigue leyendo...


Consejos para cuidar tus toallas

 
1.- Mira siempre la etiqueta de las toallas y comprueba cuáles son los consejos de cuidado y lavado que da el fabricante. Son los que te garantizarán una mejor limpieza y mantenimiento.


2.- Lava siempre las toallas nuevas antes de usarlas. Piensa que pueden haberlas tocado manos ajenas, guardar polvo del almacenaje, incluso de los insecticidas que usan en los grandes almacenes. Y eso no es lo que quieres rozar contra tu piel...

 
Lavadora y secadora3.- No uses suavizantes en los primeros lavados. Estos productos se introducen en las fibras y acaban con la esponjosidad y capacidad de secados de las toallas. Por eso es importante que evites que eso ocurra, sobre todo al principio de su vida útil.


4.- Si las toallas son de colores vivos, te recomiendes que antes del primer lavado las dejes en remojo con un buen puñado de sal o un vaso de vinagre; eso sí, bien estiradas, para que los pigmentos que puedan soltar no se fijen de forma desigual y queden como manchadas. Luego lávalas con detergente, pero menos del que usas en tu colada habitual. Con la mitad de la cantidad que uses normalmente es suficiente. Otra opción es lavar normalmente en lavadora, pero añadiendo el vinagre o la sal, además del detergente.


5.- Lava las toallas con frecuencia, por higiene y por mantenimiento. Una toalla en la que se acumulan manchas, restos de jabón y malos olores es muy difícil de recuperar. Cambia las toallas una o dos veces por semana. Las del gimnasio o la piscina, mejor a diario. 


6.- No mezcles toallas blancas con ropa de color, ni toallas de color con ropa blanca. Salvo que quieras un desastre.


Toallas7.- Si te es posible hacer una carga sólo con las toallas, mucho mejor. Así evitarás que las toallas se rocen contra cremalleras, cierres y botones, que suelen engancharlas. Y así, por separado, también dirás adiós a las pelusas que sueltan algunas toallas y que se quedan pegadas en tu ropa de calle.

 
8.- No te excedas con el detergente, porque ocurre lo mismo que con el suavizante. Si se usa en exceso apelmaza las fibras y evita que la toalla seque adecuadamente. Si vas a lavar las toallas solas, utiliza sólo la mitad del detergente habitual. Si las lavas con más ropa, utiliza la dosis normal.

 
9.- Evita o procura usar poco suavizante. Aunque parece que cuanto más producto usemos, más suave y fragante quedará la ropa, ocurrirá justo lo contrario. Los componentes se pegarán a las fibras, por lo que no permitirán que estas queden sueltas y esponjosas. Y, por eso mismo, las toallas no se secarán bien, lo que generará la proliferación de hongos y bacterias y, por lo tanto, de malos olores.


9.- Te precaución con la lejía. Utilízala sólo en toallas blancas y sólo cuando sea necesario. La lejía rompe las fibras y acaba dejando las piezas acartonadas. 


10.- Para mejorar la suavidad y secado de tus toallas puedes utilizar tu despensa o tu botiquín. Sólo tienes que poner la lavadora con la mitad del detergente habitual y añadir uno de estos productos:


  • 1/2 vaso de vinagre blanco (no deja olor en tu ropa).
  • 1/2 vaso de bicarbonato sódico.
  • 1 taza de amoníaco perfumado y el zumo de 1/2 limón (sólo para prendas resistentes y, ante la duda, prueba la mezcla en un lugar que no se vea antes de lavar).

 
Toallas11.- Si las toallas no están muy sucias puedes utilizar únicamente el bicarbonato como detergente, poniéndolo dentro del tambor o en el cajetín correspondiente al jabón en la lavadora.

 
12.- Utiliza la temperatura adecuada para lavar las toallas. Como normal general, las temperaturas bajas garantizan mayor duración de la pieza. Si ésta está muy sucia y es blanca, puedes atreverte con mayor temperatura, pero te recomiendo que lo hagas sólo en casos excepcionales. Si está muy sucia y es de color, puedes utilizar una temperatura media. Si es de un tejido delicado, tiene aplicaciones, puntillas o decoración, sólo deberías utilizar agua fría. En cualquier caso, me remito al primer consejo: consulta la etiqueta. 


13.- Tras cada uso, cerciórate de que la toalla se puede secar bien, sobre todo las de la ducha. Si puedes, evita que queden dobladas o en zonas en las que no se pueden airear.


14.- El secado es un paso fundamental para conservar tus toallas. Sacúdelas bien antes de tenderlas, para que las fibras y el tejido recuperen su forma. Luego tiéndelas estiradas y al aire. Procura no dejarlas al sol, porque acabarán acartonadas.  

 
15.- Si las secas en secadora, procura no cargarla mucho, para que el aire caliente circule entre ellas. Y utiliza la temperatura adecuada para este tipo de prendas. Personalmente no me termina de gustar mucho el secado en secadora para las toallas, porque acaba dejándolas muy rígidas... por no hablar del gasto en electricidad.

 
Plancha16.- No las planches, salvo que sean toallas decorativas (tipo lino). Si no te puedes resistir al planchado, hazlo en húmedo y luego deja que se terminen de secar bien estiradas.


17.- No guardes las toallas húmedas, porque acabarán siendo un parque temático para el moho y las bacterias. Y no sólo serán inseguras para tu salud y la de los tuyos, además acabarán oliendo muy mal.  

 
18.- Si tienes alguna toalla con mal olor, puedes dejarla en remojo toda la noche con una taza de bicarbonato y luego lavarla sólo con detergente. Hace milagros.


Y, ahora, disfruta de tus toallas...  




Post relacionados: 

18 Consejos para Lavar Tu Ropa Preferida
Cómo Recuperar el Color Negro de Tus Prendas Favoritas
10 Trucos para Eliminar Definitivamente las Manchas de Grasa 
14 Trucos para Evitar el Olor en Tu Ropa Deportiva 
Mantén Perfectos Tus Bikinis y Bañadores
Cómo Eliminar las Arrugas y Marcas en las Prendas de Lana

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Estamos encantados de que nos dejes tus aportaciones, porque tu opinión es importante para nosotros. Sólo te pedimos que, por favor, no publiques links ni contenidos publicitarios de ningún tipo, porque estos no serán publicados. Si deseas anunciarte, contacta con nosotros previamente. Gracias.

Síguenos por correo electrónico