06 mayo, 2015

Torta del Casar Rellena de Risotto de Espárragos

Hoy te traigo uno de esos platos que haces una vez y que sabes que vas a repetir con frecuencia. Queso y risotto en la misma receta ya es un atractivo suficiente, pero si el queso es Torta del Casar... ya son palabras mayores.


Y, además, es un plato de lo más resultón. Al utilizar la propia Torta como contenedor, queda de lo más espectacular a la hora de llevarlo a la mesa.


Torta del Casar rellena de risotto de espárragos


Es todo un placer para los sentidos, créeme. 


No me enrollo más, aquí tienes la receta de Torta del Casar rellena de risotto de espárragos...


Ingredientes (para 2 personas)


Mosaico de verduras y arroz1 Torta del Casar (700 gr. aprox.)
2 vasitos (de los de vino) de arroz arborio 
8 espárragos medianos
1 cebolla grande
1/2 puerro
1/4 de una rama de apio
Aceite de oliva virgen extra 
1 litro de caldo de verduras
Vino blanco
Sal 
Pimienta
Perejil
Cúrcuma
Azafrán


Notas sobre los ingredientes



  • Si las tortas son más pequeñas, puedes hacerlas individuales. Si es entre los 600 y los 700 gr. es perfecta para dos personas. 

  • Los espárragos los puedes cambiar por alcachofas, setas... sólo deja volar la imaginación. 

  • El arroz debe ser especial para risotto, porque si es de otro tipo no te quedará con la misma textura y el mismo sabor.


Materiales


Sartén (con profundidad).
Tabla de corte.
Bandeja de presentación.
Cuchillo largo y estrecho o cortador de hilo para el queso.
Cuchara para servir helados.


Preparación


Si es necesario lava la Torta del Casar para eliminar cualquier resto de moho o suciedad. Sécala bien.


Torta del Casar


Corta la parte superior de tal forma que consigas una especie de tapa. No utilices un cuchillo de pequeño tamaño, porque te será difícil hacer un corte limpio y recto. Tampoco lo uses de tipo jamonero, porque se dobla y lo más probable es el corte quede desigual.


Torta del Casar abierta


Guarda el queso ya abierto en la nevera, para que te resulte más fácil el vaciado posterior. Si está muy caliente, se queda demasiado cremoso y es más difícil la tarea.


Corta la cebolla, los espárragos, el puerro y el apio, ya limpios, en trozos pequeños. Deja las puntas de espárragos para decorar después.


Sartén con cebolla, puerro y apio


Ponlos a pochar en una sartén honda con un poquito de aceite de oliva. Añade un chorrito de vino blanco mientras se dora la verdura.


Una vez lista la verdura, saca las puntas de los espárragos de la sartén y resérvalas, añade el arroz a la sartén y dóralo durante unos instantes. Si es necesario, incorpora un poco más de aceite de oliva.


EspeciasAprovecha para salpimentar ligeramente y para añadirle una pizca de cúrcuma, de perejil y unas hebras de azafrán.


Mientras se termina de dorar el arroz, pon un cazo con el caldo de verduras para que se vaya calentando.  


Incorpora un poco de caldo al arroz y las verduras, cuidando siempre de que todo el líquido que añadas a partir de ahora esté muy caliente.


Vete removiendo constantemente y añadiendo caldo cuando el arroz lo vaya necesitando.


Ahora ya puedes vaciar el queso. Puedes utilizar una cuchara sopera o, mejor aún, una de las que son específicas para servir helados. Hazlo con cuidado para dejar una capa de queso suficiente sin llegar a la corteza. Si te pasas, el risotto corre el peligro de acabar rompiendo la corteza y se acabará saliendo del queso. Algo que no quieres, porque parte de la gracia de este plato está en el contenedor.


 Vaciado de la Torta del CasarTorta del Casar vaciada


Si la tapa tiene queso, ráspala también, para poder aprovechar todo el producto posible.


Te sobrará mucho queso, por lo que te recomiendo que lo que no utilices en este plato lo pongas en un tupper y lo consumas en los días siguientes. No te voy a decir ya que no te va a durar mucho tiempo en la nevera... con lo bueno que está, porque ya lo sabes.


Por cierto, una vez vacía la Torta del Casar, vuelve a colocarla en el frigorífico. Así conseguirás que esté fría y te durará en mejores condiciones una vez que introduzcas el risotto caliente.


El arroz estará entre los 17 y los 20 minutos. Depende del arroz, de la calidad del agua y de un largo etcétera de variables. Vete probándolo hasta que comience a estar al dente.


Entonces incorpórale al arroz 3 ó 4 cucharadas soperas del queso que has obtenido tras el vaciado. Verás que se deshace rápidamente y que le aporta una textura de lo más cremoso al risotto. Y una aroma... Aunque esta forma de preparar el arroz suele llevar mantequilla, la untuosidad de la Torta del Casar no lo hace necesario. Con este paso le das el toque final al arroz.


Risotto de espárragosRisotto de espárragos con Torta del Casar


Y ahora ya puedes emplatar


Rellena la Torta con el risotto, colócale la tapa algo ladeada y decóralo con las puntas de espárragos.


Si te sobra arroz, puedes rellenarlo de nuevo. Si vas a hacer esto, te aconsejo que dejes el sobrante en la sartén a fuego bajo para que se mantenga caliente. 


Torta del Casar rellena de risotto de espárragosParte del encanto del plato, ya lo verás, es rebañar los bordes del queso que están pegando a la corteza y que se han ido deshaciendo con el calor. De-li-cio-so.


Ya me contarás la experiencia...


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Estamos encantados de que nos dejes tus aportaciones, porque tu opinión es importante para nosotros. Sólo te pedimos que, por favor, no publiques links ni contenidos publicitarios de ningún tipo, porque estos no serán publicados. Si deseas anunciarte, contacta con nosotros previamente. Gracias.

Síguenos por correo electrónico