24 septiembre, 2014

Beneficios del Trigo Khorasan Kamut


Grano de Kamut
Grano de Kamut ®
Como ya sabrás, suelo utilizar el Kamut® en muchas de las recetas que encontrarás en este blog. Soy intolerante al trigo normal y esta variedad me sienta mucho mejor, además de ser muy versátil y tener un estupendo sabor.


Si no sueles emplearlo o no lo conoces, en este post espero descubrírtelo y animarte a que lo pruebes.


Si te preguntas qué es el Kamut®, te diré que es un antiguo (muy antiguo) cereal, que ha sido redescubierto e introducido en el mercado actual. Parece ser que procede del Antiguo Egipto y de la zona de la Mesopotamia asiática.


espiga de kamut
Espiga sin procesar de Kamut ®


Comparado con el trigo que se puede encontrar hoy en día, este cereal presenta beneficios nutricionales y funcionales demostrados científicamente: un mayor contenido de proteínas,  sales minerales (particularmente selenio), vitaminas (E, por lo que es antioxidante), un alto contenido de lípidos (muy energético), buena tolerancia, es más digestivo e irrita mucho menos los intestinos durante el proceso de la digestión.


bob quinn en un campo de Kamut
Bob Quinn, fundador de la marca Kamut®
En el mercado puedes encontrar trigo khorasan (a secas) o trigo khorasan Kamut®. La diferencia es que este último es una marca registrada que acredita que procede de agricultura biológica y que no ha sido hibridado o cruzado. Esto asegura que se mantienen íntegras las características de la variedad pura y antigua de este cereal  (Triticum turgidum ssp. Turanicum), que son las realmente beneficiosas. Desde el momento en que se empieza a cruzar o se utilizan métodos de cultivo poco respetuosos, se van perdiendo todas esas cualidades que nos podría aportar un cereal más puro que el trigo moderno. Y para alguien con intolerancias, es de agradecer que aseguren la pureza del producto.


Las marcas reconocidas como, por ejemplo, El Horno de Leña o Finestra Sul Cielo utilizan esta marca registrada en sus productos a base de trigo khorasan, así que no tendrás problemas.  


Lo puedes encontrar en forma de grano (lo puedes hacer como el arroz), harina, de pasta, de pan, de galletas, de pizza, de leche vegetal, de cerveza o de seitán. Hasta ahora sólo lo he utilizado en forma de harina, pasta y pan; así que habrá que probar el resto de variedades.


Bebida de kamut
Bebida vegetal a base de grano de Kamut ®
En cuanto a la harina, puedes estar tranquil@ si haces repostería, porque responde como cualquier harina. Y eso es importante, porque quienes hemos probado con harina de arroz o de avena a la hora de hacer un bizcocho, por ejemplo, sabemos que puede ser harto difícil saber si la textura será decente o será un desastre de proporciones épicas. Estoy segura de que hay alguna forma de que estas otras harinas funcionen, pero reconozco que no sé (se admiten sugerencias). Por eso suelo utilizar Kamut® o espelta.


La pasta te puedo asegurar que es deliciosa y sienta muy bien. La puedes utilizar como si fuese pasta de trigo normal, con el mismo tipo de recetas y salsas. De hecho, como es tan sabrosa, puedes utilizar preparaciones más sencillas, porque no necesita tanto sabor externo.



Post relacionados:

Espirales de Kamut a la Marinera
Muffins de Cereza y Granada







17 septiembre, 2014

Crema de Almíbar de Violetas

crema de almibar de violetasHoy te propongo una receta muy resultona, de las que son sencillísimas de hacer, pero que parecen muy sofisticadas al utilizar flores: crema de almíbar de violetas.


El truco está en las violetas, tanto en pétalos cristalizados como en el almíbar, porque son los que le dan ese sabor único y delicado.
Reconozco que siempre me han gustado las violetas, ya sea en maceta o en forma de los tradicionales caramelos de La Violeta. Su color, su aroma y su sabor me parecen encantadores, así que no podía por menos que utilizarlas en algún postre.


Aquí va la receta, que espero que te guste tanto como a mi...

violetas 
Ingredientes (para 4 personas)

 
1 tarrina de queso fresco batido de 500 gr.
50 gr. de yogur griego
Almibar de violetas
Edulcorante
Pétalos de violetas cristalizadas


Notas sobre los ingredientes


    almibar y petalos de violetas con tarrina de queso fresco
  • En lugar de queso fresco batido puedes utilizar sólo yogur griego, aunque la receta te quedará algo más intensa.

  • También puedes batir tu mism@ requesón u otro queso similar, en vez de comprarlo en tarrina.

  • En lugar del yogur griego, puedes utilizar queso Philadelphia, para darle mayor untuosidad. Si es light será más ligero, pero no perderá untuosidad.

      caramelos de violeta
      Autor foto: Tamorlan
    • Si no encuentras almíbar de violetas (puedes pedírmelo si lo deseas a través del formulario de contacto), puedes utilizar caramelos de violetas. Para imitar el almíbar sólo tendrás que disolverlos en agua tibia y en lugar de los pétalos cristalizados, puedes machacar los caramelos. El sabor es menos intenso y natural, pero también está rico.

    • Los pétalos de violetas cristalizados son pétalos de esta flor que se cristalizan en azúcar de caña y goma arábiga de uso alimentario. Los puedes comprar aquí.


    Materiales


    Batidora
    Vaso de batidora


    Preparación


    Pon en un bol el queso fresco, el yogur griego y un chorrito de almíbar. Bátelo cuidadosamente. 


    almibar y petalos cristalizados de violetasVete probando la intensidad del sabor de la mezcla y, si lo consideras necesario, añade más almíbar.

     
    También puedes rectificar el dulzor con edulcorante, si es preciso.  Yo lo uso en lugar añadirle azúcar, porque el almíbar y los pétalos ya llevan una cierta cantidad. 

     
    Una vez que alcances un sabor ideal, pon la mezcla en boles y enfríalos en la nevera durante un par de horas. Cuando la crema tenga una consistencia más compacta, puedes añadir los pétalos cristalizados para adornar

     
    crema de almibar de violetasOtra opción es machacar los pétalos y mezclarlos con la crema, para que quede como si fuese algo parecido a la stracciatella. De esta forma conseguirás más sabor y, sobre todo, más color; porque el almíbar, aunque no lo parezca, no tiene un color violeta intenso, pero los pétalos sí.


    Como puedes ver, no puede ser más sencilla de hacer y el sabor... el sabor tendrás que probarlo.


















    10 septiembre, 2014

    Cómo Almacenar tus Sujetadores Sin que Se Deformen

    En este post quiero compartir contigo dos formas útiles y sencillas de almacenar tus sujetadores sin que se deformen.


    En otro artículo anterior, ya te comenté cómo doblar los sostenes para que no se arrugasen y deformasen, aunque es un truco que no sirve para ciertos modelos que no permiten esa forma de doblado.


    Ese tipo de sujetadores son un fastidio porque, o los plegamos de manera incorrecta y los guardamos en los cajones de la ropa interior, con lo que conseguimos que se llenen de bultos y arrugas; o los tenemos danzando por el armario o la cómoda, porque no sabemos dónde colocarlos estirados.


    Para que eso no te ocurra, te doy dos trucos que te pueden interesar:


    1.- Colgados de una percha por la zona central


    Con esta forma de colocar tus sujetadores conseguirás:

    • Que no se deformen.
    • Que puedas verlos en tu armario de un solo vistazo.
    • Que no se caigan, porque el colocarlos por la parte central, entre copa y copa, se mantendrán seguros en la percha.
    • Disponer de más espacio en tus cajones para otras prendas como medias, braguitas, etc.


    sujetadores colgados de percha


    Y, si lo prefieres, también puedes usar esta otra modalidad, en la que colgarás tus sostenes uno por cada percha


    En este caso, para ahorrar espacio, puedes utilizar unas gomas elásticas, clips, anillas (de las de llavero) o anillas de lata de refresco, para colocar unas perchas colgando de otras. De esta forma podrás reducir el espacio que necesites para colgar tus prendas y podrás tenerlas todas a la vista.


    Ejemplo de cómo colocarlo con gomas elásticas:




    Si vas a utilizar un clip, sólo tendrás que introducirlo por el gancho de la percha y, en éste, colocar el gancho de la percha anterior. Y así sucesivamente, hasta que alcances un largo de perchas enlazadas que no supere el espacio disponible en el armario.


     percha con clip


    Quedaría más o menos así...


    perchas con sujetadores colgados


    2.- En un cestillo para la ropa


    Otro truco para colocar los sujetadores, conservando su forma, es ésta: en un cestillo forrado. Luego sólo tienes que colocarlo en cualquier balda o estante del armario. 


    Es importante que el cesto esté forrado, especialmente si es de mimbre, para que no dañe y enganche las prendas.


    Es mi forma preferida de guardar estas prendas de ropa interior, porque es sencilla, el acceso es cómodo y... queda tan bonito y ordenado.  


    cestillo forrado con sostenes


    Bueno, espero que estos trucos te sean útiles. Si tienes alguno más, please, compártelo con nosotras; que el saber no ocupa lugar, sobre todo cuando se trata de almacenamiento... ;)



    Post relacionados:

    Cómo Doblar el Sujetador y que No Se Deforme
    Reforzar la Barra del Armario de Forma Sencilla

    03 septiembre, 2014

    Consejos Infalibles para Probarte la Barra de Labios

    Llegas a una perfumería o departamento de cosmética de un gran almacén buscando una barra de labios. Miras los distintos expositores, te arremangas (literalmente) y te pruebas sin ton ni son decenas de tonos de rouge... en el dorso de tus manos o en tus muñecas. Vamos, llegas a probarte tantos colores que temes que algún galerista avispado se quede con tu antebrazo para colocarlo en ARCO ¿Te reconoces en esta situación?


    Pues deberías saber que, no por ser la más habitual, esta es la mejor forma de probarte los tonos de barra de labios para saber si son los ideales para ti.


    chica pintandose los labiosEl tono, temperatura, pH e hidratación de la piel de tus manos o muñecas no tiene nada que ver con el de tus labios, por lo que ese color que te has probado en la mano no tendrá nada que ver con el resultado en tu boca. Si no me crees, vete a por tu neceser y coge un rouge cualquiera, el que más te guste, y haz la prueba. Ponte un poco de color en el dorso de la mano, en la muñeca y en los labios, deja pasar unos minutos y compáralos... ¿verdad que no tiene nada que ver el color aplicado en una zona que en otra?


    A mí me pasaba eso con los colores nude. Veía un color que me encantaba en el expositor, me lo probaba en la mano y me parecía que había encontrado un tesoro... hasta que llegaba a casa y pintaba los labios con él... entonces venía la hecatombre. Ese tono tan bonito y delicado me hacía parecer una figurante de The Walking Dead, porque parecía una muerta viviente. Ese color que me parecía hasta demasiado subido de tono en la piel de mi mano, parecía el de un cadáver en mi boca. Y eso cuando el labial en cuestión te ha costado más de 20 € duele... y mucho.


    Hasta que descubrí dónde probarse el rouge para que sea lo más parecida a la boca, sin llegar a probarlo ahí: en la yema de los dedos.


    Para muestra un botón, mira las diferencias de color en el dorso de la mano o en las yemas de los dedos...


    tonos de rouge en la mano
    En el dorso de la mano
     
    tonos de labial en las yemas de los dedos
    En las yemas de los dedos

    comparacion rouge en mano y dedos
    La comparación


    Esa zona es la que tiene una temperatura y cualidades similares a los labios, así que es donde debes probar tus labiales. Además, su tono varía menos aunque tomes el sol.


    A continuación tienes algunos 10 consejos para optimizar tu experiencia al probar las barras de labios: 


    1.- Ten en cuenta si el labial que vas a utilizar lo harás sobre todo con la piel desnuda o con maquillaje, para maquillarte o no antes de comprar. Como luego acercarás las yemas de los dedos a tu cara para comprobar cómo te queda el color, lo mejor es que lo hagas con el rostro en las mismas condiciones en las que llevarás la barra de labios habitualmente. 


    2.- Lleva las manos limpias e hidratadas, para que tengan unas características lo más parecidas posibles a tus labios.


    3.- Si hace mucho frío o mucho calor, espera un poco hasta que su temperatura se estabilice; si no, no te servirá la prueba, porque el rouge reaccionará de distinta forma. Puedes aprovechar mientras te das una vuelta por el establecimiento y miras más productos.


    4.- Mi consejo es que elijas 4 ó 5 tonos y te los pruebes en las yemas de los dedos para ver si te gusta cómo te sientan. Si te pruebas muchos más, tendrás que limpiarte los dedos para poner tonos nuevos y, como los frotarás, calentarás la zona y la irritarás, con lo que la piel de la yema de los dedos variará bastante y ya no te servirá de referencia. Así que, haz una preselección y luego elige entre esas barras.


    rouge en las yemas de los dedos
    5.- Si normalmente te pones base de maquillaje antes de la barra de labios, utilízala también en las yemas de tus dedos para ver el efecto, porque varía mucho de una piel desnuda a una piel con base.  


    6.- Ponte las yemas de los dedos cerca de la zona de la boca para ver su cómo queda con tu tono de piel y, si es posible, hazlo con luz natural. Los fluorescentes y halógenos que tienen en las tiendas desvirtúan los colores en gran medida.  


    7.- Si la barra es de las que requieren dos pasos (color+selladora o color+hidratante), utiliza los dos productos en las yemas de tus dedos, igual que si lo hicieses en tus labios. 


    8.- Lo que no debes hacer nunca es probarte la barra de labios directamente en tu propia boca. Salvo que la dependienta te abra el probador exclusivamente para ti, no deberías utilizar algo que ha pasado por cientos de bocas y de manos. Piensa en la cantidad de personas que se habrán hecho la consabida rayita de labial con esa barra en su mano... y no todo el mundo está libre de enfermedades... y no todo el mundo se lava las manos todo lo que debiera, incluso después de haber ido al WC. Y no hablemos de las que se lo hayan probado en la boca, piensa en algo tan molesto como el herpes labial, pongamos por caso... De hecho, hay algún estudio que comenta la cantidad de bacterias, hongos y virus que se encuentran en un probador de cosméticos. Y da mucho miedo, sinceramente.


    9.- En caso de que consideres estrictamente necesario ponerte la barra en los labios, deberías retirar la primera capa de la misma con el palo de un bastoncillo de los que se usan para los oídos y, luego, aplicarte la barra con el algodón de otro bastoncillo para no tocar directamente con los labios o con los dedos el labial. Lo ideal es que pudieses cortar el trozo exterior de la barra con una cuchilla, aunque no creo que suelas llevar ese tipo de enseres en el bolso (¿o sí? yo llevo una multitud de cosas raras en el mío, pero cuchillas creo que no) ni que la dependienta te permita desperdiciar el probado así. Como verás este tipo de truco sólo sirve para las barras de labios, los gloss y bálsamos no deberías probarlos directamente en tu boca jamás, porque aunque tú te preocupases de utilizar un bastoncillo para aplicarte el producto, te llevarías a los labios las bacterias, hongos y virus que pudiese tener alguna usuaria anterior.


    10.- Si alguna vez, por no probar adecuadamente el rouge antes de comprarlo, te has llevado un tono que no te gusta, tranquila, siempre puedes mezclarla con otros tonos para reciclarla y no tener que desecharla. Te sorprendería saber los colores tan bonitos y favorecedores que puedes conseguir combinando colores de labiales. Y no habrá nadie más que lleve esos colores...


    tonos de labial en el dorso de la mano


    Los colores que he utilizado para la prueba son de izquierda a derecha:


    Shiseido Shimmering Rouge RS619
    Lola Silky Red c/009
    Shiseido Shimmering Rouge RD709
    Mary Kay Mocha Freeze 




    Post relacionados:

    Cómo Hacer que tu Barra de Labios Dure (Casi) Todo el Día
    Cómo Hacer tu Propio Bálsamo Labial con Color
    Exfoliación y Nutrición para Tus Labios
    El Aceite de Onagra para la Piel
    Mezclas "10" en Cosmética (II)


    Síguenos por correo electrónico