31 mayo, 2014

Cómo Ser la Invitada Perfecta en una Boda (I)

boda
¿Te han invitado a varias bodas este verano? Si la respuesta es sí, la siguiente pregunta es ¿qué te vas a poner? Porque las bodas es uno de esos terribles campos minados para el vestuario, en los que es fácil dar un mal paso y saltar por los aires del estilo y sentirte cool-pable ;)


Para que seas la invitada perfecta en cualquier boda, en este post doble podrás encontrar varios consejos que te ayudarán a conseguirlo.


Toma nota...


En general


Una boda es un acto social, por lo que es importante guardar las formas en cuanto a vestuario, maquillaje y peinado. Incluso si la boda no es demasiado formal, conviene no arreglarse como lo haríamos a diario.


Nunca debes quitarle protagonismo a la novia, así que procura ir elegante y guapa, pero sin buscar ser el centro de atención.


Otra de las cosas que nunca debes hacer es ir vestida de blanco (o del color que vaya a ir vestida la novia). Si el traje blanco tiene grandes estampados en color, podría ser una de las salvedades, pero yo no me arriesgaría.


Recuerda siempre la máxima de menos es siempre más y aplícala cuando elijas tu outfit de invitada.


Sigue la ley del equilibrio, tanto en el vestuario como en los complementos y el maquillaje: si llevas un estampado importante, no deberías excederte con los complementos; si luces una gran pamela, los pendientes muy exagerados y barrocos no son tu mejor aliado; si tu peinado es muy elaborado, evita los tocados o flores para el pelo de grandes dimensiones o muy brillantes; si llevas los ojos muy marcados, los labios deberían ir en un tono muy natural, etc.


El vestuario


Evita las minifaldas y escotes exagerados no son apropiados para este tipo de eventos. Eso no quiere decir que tengas que ir tapada del cuello a los tobillos, por supuesto, sólo significa que una boda no es una fiesta de Nochevieja para adolescentes. Y esto es importante cuando se trata de una boda religiosa; si llevas mucho escote o luces un palabra de honor, te aconsejo que como muestra de respeto, te pongas algo por los hombros (una chaqueta, un fular o una pashmina serán perfectos).


vestido negroEl color negro (nuestro querido, socorrido y favorecedor negro) no es el más apropiado para las bodas, especialmente cuando se trata de ceremonias de día. Si no puedes vivir sin él, intenta al menos buscar complementos con colores vivos que resten seriedad al negro.


Hay tejidos que no son los más adecuados para una boda, incluso en invierno: denim, pana, punto grueso, etc.  Son demasiado casual para un evento como una boda. En verano opta por tejidos vaporosos y ligeros. En invierno, puedes decantarte por tejidos más tupidos y lujosos ; incluso puedes combinarlos con prendas más livianas.


Un truco de estilo imprescindible: busca tejidos que no se arruguen, porque estarás mucho tiempo sentada y acabarás pareciendo un acordeón. Para comprobar si se arruga o no, aprieta la tela con las manos unos instantes y suéltala. Si se queda con más pliegues que un cachorrito de Shar Pei, elije otra prenda; si se queda más liso que una tabla, adelante.


Busca siempre vestidos y zapatos con los que te sientas no sólo guapa, sino también cómoda. Estarás muchas horas con ellos y no deberían hacerte pasar un mal rato.  Además, piensa que la elegancia está totalmente reñida con la incomodidad. 


El calzado


Mi consejo es que a una boda, por definición, vayas con tacones. Si no los aguantas de ninguna de las maneras, elige zapato con poco tacón o plano, pero procura que sea elegante y que combine bien con tu ropa.


zapatos de taconNunca estrenes zapatos el día de la boda, porque la experiencia puede ser un verdadero infierno. No seas optimista y pienses que vas a poder aguantarlos hasta que te pongas las bailarinas que lleves de repuesto para el baile porque, créeme, eso no sucederá. Llevar zapatos con cierto uso o ir domándolos los días anteriores al evento son una buena idea. 


Si vas a lucir sandalias, no te olvides de una buena pedicura. No sólo por estética, también por comodidad; piensa que vas a pasar muchas horas de pie y bailando.


Te recomiendo los sticks de farmacia para evitar las rozaduras antes de ponértelos y meter en el bolso alguna tirita, por si acaso.


Las medias


Siempre que puedas lleva medias en una boda, incluso en verano. Huye de las medias muy tupidas y con mucho brilli-brilli


mediasY una sugerencia: no utilices los típicos panties especiales para sandalias que dejan los deditos del pie al aire, porque no suelen funcionar salvo en casos muy concretos. Se nota mucho la transición piel-tejido (por mucho que nos intenten convencer de que no es así) y si las sandalias son de tiras finas se ve el corte y la tira de sujeción entre los dedos. 


Si no las soportas y llevas traje corto, aplícate una crema o aceite con efecto bronceador o un maquillaje corporal en las piernas; conseguirás que tengan un aspecto más dorado y luminoso.


Los complementos


bolsoNo lleves nunca bolsos de diario ni shopping bags. Los bolsos grandes y medianos, de piel y con correa ancha no son apropiados para una boda. Los imprescindibles: carteras, clutch, bolsitos joya (para la noche), etc.


Si no estás acostumbrada a llevar tocados, sombreros y flores en el cabello, quizás deberías hacerte una prueba antes de atreverte con ellos en la boda. Piensa que ni todas las mujeres ni todos los peinados están hechos para lucir un tocado, por mucho que estén de rabiosa actualidad


Como ya te comenté en el apartado En general, en el caso de la bisutería y la joyería recuerda la ley del equilibrio. Por ejemplo: si te pones un anillo XL, evita collares, broches y pendientes excesivos (en cantidad y diseño).

 
Si quieres llevar guantes, recuerda que deben ser largos si llevas manga corta y cortos si la llevas larga. El tejido y el diseño deben ir acordes con todo el outfit.  


El perfume


Utiliza perfume o colonia, pero hazlo con mesura. El perfume debe acompañarte, no perseguirte. Piensa que durante la ceremonia o la recepción, puedes molestar a tus vecinos de asiento (incluso a los que están algo alejados, según el caso) con un perfume embriagador


perfumeSi una persona se encuentra a 2 m. de distancia y te dice lo bien que huele tu perfume, ni lo dudes, te has excedido con la dosis; si te lo comenta con una sonrisa cuando se acerca a darte dos besos, entonces has acertado con la cantidad.


Y hasta aquí llega la primera parte de este post. En la segunda podrás encontrar tips para acertar con tu look según se trate de una boda de día o de noche.


Nos vemos...





27 mayo, 2014

Trucos para Perfumar Tus Armarios Naturalmente

¿A quién no le gusta abrir un armario y que huela bien? Que su ropa tenga un aroma personal. Y si se puede conseguir de forma natural, mejor aún.


A continuación encontrarás distintos trucos muy naturales y económicos para conseguirlo:


Cítricos


naranjaCon las peladuras de naranjas, limones, mandarinas, limas o pomelos se puede aromatizar el armario de una forma deliciosa y natural. Importante: corta sólo la parte de la piel con color (no la parte blanca), porque es la que soltará los aceites esenciales del cítrico. Si dejas la parte blanca en la peladura, no se liberarán del todo esos aceites y tendrán menos aroma. 


También puedes poner piezas enteras en las que habrás pinchado clavos de olor. Verás qué fragancia dejan y qué decorativas queda.


Como los armarios están cerrados y no les entra la luz, se pueden estropear con facilidad, así que no está de más que les eches un vistazo de vez en cuando, para comprobar si se han echado a perder.


Para que no manchen tu ropa, ponlos siempre en una bolsita de tela o de papel al que habrás hecho orificios para que se libere el olor.


Por cierto, naranjas y limones te ayudarán a evitar la polilla de forma natural.


Membrillo


membrilloTodo un clásico de nuestras abuelas. Estas frutas que se dan a principio del otoño desprenden una aroma muy agradable, que deja en la ropa un olor muy rico; a mí me huelen a limpio


Ojo con los membrillos porque se pueden estropear con facilidad según las condiciones. Revisa su estado con frecuencia. 


No dejes que entren en contacto directo con la ropa, para evitar que se manche. Puedes ponerlos en rincones de los armarios o poner una tela que separe la fruta de tus prendas.


Manzana


Puedes poner las frutas enteras dentro de los armarios para aromatizarlos, igual que ocurre con los membrillos. También debes vigilar que no se echen a perder dentro del armario.


manzanaComo en el caso de los cítricos, puedes pincharle a la fruta clavos de olor para conseguir un aroma más sofisticado.


Otra opción es que deshidrates rodajas de esta fruta en el horno (corta muy fino y déjalas durante un tiempo a baja temperatura, hasta que estén secas) y las pongas en una bolsita junto con varitas de canela, clavo o anís estrellado.


Canela


Puedes dejar varitas de canela por todo el armario para que vayan desprendido olor. Si las calientas antes de colocarlas en él, potenciarás su fragancia. Puedes utilizar el horno, el microondas, la llama de una vela (sin contacto directo) o un radiador; eso sí, ten cuidado de no quemarte usando una manopla u otro tipo de protector.


Pétalos de flores y hierbas aromáticas


pétalos de flores
Otro clásico. Es importante que las flores y hierbas no entren en contacto directo con los tejidos para evitar que se manchen. Bolsitas de hilo, algodón u organza te serán muy útiles para este fin. También puedes confeccionarte una especie de cojines rellenos con pétalos y hojas


La lavanda, la verbena, la rosa, el jazmín, las lilas, el tomillo...  Atrévete a mezclar distintas variedades hasta que encuentres la que refleje tu personalidad.


jabón artesanoPastillas de jabón artesano


Otro truco de nuestras abuelas. Esas pastillas que no usas, porque son muy bonitas o porque prefieres la textura en gel para lavarte las manos, son ideales para este fin. 


Para que no manchen, pueden envolver las pastillas en papel de seda o en bolsitas de organza.


Incienso


Dejar las varitas de incienso sin quemar dentro del ropero es una manera sencilla de perfumarlo. Puedes colocarlas dentro de las cajas de cartón en las que se comercializan, para que no suelten el típico polvillo en tu ropa y la manchen.


Papel de Armenia
incienso

Estos papelitos que se queman para aromatizar, purificar y neutralizar olores desagradables, funcionan a la perfección como ambientadores para los armarios. Como no manchan, puedes dejarlos incluso dentro de los cajones entre las prendas.


Aceites esenciales


Si tienes algún aceite esencial que te gusta, puedes impregnar las típicas bolas de madera para los armarios para que vayan liberando el olor. También puedes emplear bolas de algodón para el mismo fin. 


aceites esencialesSólo tienes que acordarte de renovar de vez en cuando el aceite para que siga aromatizando tu guardarropa.


No permitas que las bolas de madera o algodón toquen la ropa directamente. Puedes colgarlas o situarlas en zonas separadas de los tejidos.


 Me da en la nariz que este artículo te puede ser útil ;)




23 mayo, 2014

Manos de Seda

set manos de seda satin handsEl otro día me invitaron a un evento de Mary Kay donde presentaban su colección de Primavera y ofrecían un minicurso de automaquillaje. Tengo que reconocer que conocía la marca de oídas, pero nunca había probado sus productos (raro en mí no haber probado algo, es cierto). Y me sorprendieron gratamente. Me gustaron sus texturas y su colorido. Y más aún el buen rollo y la profesionalidad de las consultoras. Esperaba otra cosa y me encontré con una sorpresa muy agradable.


Ahí conocí a María José, la que ahora ya es oficialmente mi consultora de Mary Kay. El otro día estuvo en casa para darme un curso personalizado de color y presentarme algunos productos. Y me permitió probar uno que me ha enamorado, el sistema Manos de Seda Satin Hands.


Como su propio nombre indica, es para las manos ;) Consta de un set de 3 productos: Tratamiento Suavizante, Gel Exfoliante y Crema de Manos. Parece algo complejo, pero no lo es.


Te describo los tres productos y los pasos para utilizarlos:


Paso 1


tatamiento suavizante manos de seda mary kay
Tratamiento suavizante
Te humedeces ligeramente las manos, para que el siguiente paso atrape el agua entre el producto y tu piel, lo que te ayudará a mantener la hidratación. Te aplicas un pequeña cantidad del Tratamiento Suavizante. Tiene una base de parafina, que conseguirá que tus manos estén más suaves, más tersas. Además, te protegerá para que el paso siguiente, la exfoliación, no elimine más que las células muertas y no te dañe la piel.


Tienes que repartir bien el producto por toda la mano, sin olvidar los espacios entre los deditos y las cutículas.


Paso 2


gel exfoliante manos de seda mary kay
Gel exfoliante
Te pones un poquito del Gel Exfoliante en la palma de la mano y lo repartes bien, procurando que no quede ninguna zona sin tratar. Verás que el gel tiene unos microgránulos, que son lo que van a eliminar esa capa de células muertas que deja las manos con un tono opaco y que evitan que nuestras cremas lleguen a las capas de piel donde se necesitan. No hace falta que frotes demasiado, sólo necesitas un suave masaje.


lavabo con agua corriendoLuego sólo tienes que aclararte con agua tibia y secarte con cuidado y sin restregar, con pequeños toquecitos, porque si no quitaríamos la capa de parafina del Tratamiento Suavizante que se ha quedado en la piel.


Lleva semillas de melocotón y albaricoque que, además de tener efecto peeling mecánico, son bien conocidas por sus efectos beneficiosos para la piel. En este enlace puedes ver los beneficios del aceite de semilla de albaricoque para la piel.


Estos dos pasos primeros del ritual sólo debes hacerlo 2 ó 3 veces por semana, como mucho, porque no es conveniente abusar de la exfoliación.


Paso 3


crema de manos satin hands mary kay
Crema de manos
Aplícate una pequeña cantidad de la Crema de Manos y extiéndela por toda la mano con un suave masaje. No te olvides de las cutículas y de llegar hasta la muñeca. Si te excedes con la cantidad, las manos se te quedarán muy grasas, así que te recomiendo que seas algo tacaña con el producto; siempre es mejor añadir un poco más si hace falta.


Entre sus ingredientes están la parafina y un derivado de la vitamina E. Este último ayuda a regenerar la piel y a mantenerla joven y tersa.


Et voilà, en pocos minutos tienes unas manos con una piel de bebé. María José me aseguró que el efecto me duraría 24 horas, incluso con lavados de manos frecuentes. Mi escepticismo habitual, me hizo dudar... hasta que al día siguiente me levanté con las manos igual de suaves. Y, claro, no pude por menos que caer rendida ante el Satin Hands.


Este paso del tratamiento puedes hacerlo a diario. Con una sola vez al día será suficiente, sobre todo si sigues de forma habitual los otros dos pasos anteriores.


Mis comentarios al respecto...


bolsita del set satin hands de mary kay
Y te regalan una bolsita muy chula...
Ventajas: deja las manos suaves, sedosas e hidratadas durante mucho tiempo, aunque te laves las manos mil veces. Necesitas muy poca cantidad para que funcione, lo que es muy interesante en cuanto a la economía. El uso de los productos no lleva casi tiempo, por lo que es perfecto para mujeres ocupadas como nosotras. Las texturas son muy agradables y es un ritual que apetece realizar, te sientes como en un spa. ¡Y puede utilizarse también para los pies!


Inconvenientes: uno que también puede ser una ventaja, su olor a melocotón. Hay personas poco amigas de los cosméticos con aroma y puede que esto les incomode. Otro inconveniente que veo es el precio (48 €), que no es caro si se tiene en cuenta que se adquieren 3 productos, pero puede dar la sensación de que una crema de manos (aunque realmente sean 3 tratamientos) por ese precio es cara. Y, por último, otro pero que le pongo es la parafina (un derivado del petróleo), porque prefiero los productos naturales... pero deja las manos tan bonitas.


Mi veredicto: ¡Me encanta!


manosComo estos productos sólo se venden a través de consultoras, te dejo la página de la mía, María José Maté, por si estás en Madrid y quieres contactar con ella. Si vives en otra localidad, te dejo la página general de Mary Kay para que puedas buscar la tuya. 







 

19 mayo, 2014

Trucos para Aplicar el Iluminador (II)

En la primera parte de Trucos para Aplicar el Iluminador, viste para qué utilizar este tipo de productos y cómo elegirlo, en función de nuestras necesidades. Es esta segunda parte, encontrarás información acerca de las partes del rostro donde aplicarlo y algunos trucos útiles y sencillos para que el iluminador sea tu mejor amigo.


Comenzamos...


3.- Dónde aplicarlo


Como norma general, las zonas donde se debe aplicar el iluminador son:


tutorial zonas iluminador la meiga y su caldero


Pero esto no es una ciencia exacta y deberás tener en cuenta cuáles son tus zonas problemáticas y, si alguna de ellas coincide con las que aparecen en la imagen, evita el iluminador. Por ejemplo, si tu frente es amplia, no le des protagonismo iluminándola, mejor utilizar polvos de sol o un poco de base algo más oscura para esconderla. Si tu nariz es ancha, evita iluminar la zona de las aletas y ponle iluminador marcando una línea en el caballete; también podrías utilizar una base de maquillaje más oscura en las aletas para quitarle volumen. Si tus labios son muy carnosos, utilizar el producto en el arco de cupido y en el centro de labio inferior, pueden hacerte parecer una caricatura de la Duquesa de Alba. Como puedes ver, el mejor truco de belleza es conocerse a una misma.


4.- Trucos básicos de maquillaje


  • Utiliza el iluminador en pequeñas cantidades, especialmente en las zonas en las que tengas arruguitas. Es mejor repetir la aplicación, que excederse. Como siempre en maquillaje: menos es más.


    chica con brocha de maquillaje
  • Procura aplicarte el producto con pequeños toques y difuminar después, pero sin arrastrarlo.


  • Si te pones el iluminador antes de la base, conseguirás un acabado más natural y contenido. Si lo haces como toque final, el resultado será más espectacular. En este segundo caso, deberás tener cuidado de no insistir a la hora de difuminar la base en las zonas donde tengas iluminador, para no eliminarlo.


  • Si buscas una terminación muy natural o quieres iluminar sin base de maquillaje, te aconsejo que mezcles el producto con tu crema hidratante. Verás qué resultado tan increíble obtienes.


  • El iluminador es imprescindible en la zona de los ojos si estás muy cansada o has dormido poco, porque refresca y rejuvenece tu mirada en un instante.


  • Este cosmético no es el ideal para el párpado inferior, porque suele revelar todas las bolsas, ojeras y arruguitas de la zona. Sólo si eres de las afortunadas que tienen esa zona lisa y clara, puedes permitirte poner un poco de producto debajo de la línea de las pestañas inferiores. Si quieres dar un punto de luz a esa zona, puedes aplicar el corrector de la forma habitual y darle un toque de iluminador desde la parte inferior externa del ojo hacia la sien.


iluminador ojos 1iluminador ojos 2


  • Evita a toda costa el iluminador en la parte central del pómulo, porque dará la imagen de rostro plano y sin volumen. Este consejo es imprescindible para todas, pero sobre todo para las que tienen la carita muy redonda.


  • Y si lo que quieres es reducir unos pómulos muy marcados, puedes extender el producto desde las comisuras de los labios (donde termina el surco nasogeniano) hasta las orejas. Esto hará tu cara algo más llenita, pero sin dejarla plana.


  • Si quieres camuflar unos ojos muy juntos, un poco de iluminador en la zona del entrecejo los alejará ópticamente. 

  • También puedes dar un toque de iluminador en el centro del párpado móvil, si quieres un plus de luz en esa zona.


  • Si tienes los surcos nasogienianos muy marcados, puedes darle un toque en la zona del surco que está más cerca de las comisuras de la boca. Si no tapas toda la arruga, el resultado será menos artificial. Eso sí, necesitas extenderlo muy bien y utilizar poca cantidad.


iluminador nasogenianos


  • También puedes emplear este producto en hombros, escote y piernas, si quieres darles un aspecto radiante. Queda ideal en pieles bronceadas.


  • Y hablando de bronceado: es iluminador es la pareja perfecta de los polvos de sol. Es la mejor forma de conseguir un tono dorado saludable y elegante.


Espero haber puesto algo de luz en el tema iluminadores ;)



Post relacionados:

Trucos para Aplicar el Iluminador (I)
Cómo Aplicar Adecuadamente el Corrector de Ojeras (I)
Cómo Aplicar Adecuadamente el Corrector de Ojeras (II)
Cómo Usar el Corrector de Ojeras Sin Base 

15 mayo, 2014

Trucos para Aplicar el Iluminador (I)

El iluminador es uno de los productos de maquillaje que, en general, menos se conoce y peor se aplica. Y eso que es uno de lo que suele obrar verdadera magia cuando se usa adecuadamente. 


En este post me gustaría darte algunos trucos y consejos para que encuentres el iluminador más adecuado para ti y para que puedas sacarle el mayor partido.


En esta primera parte podrás ver para qué utilizar este tipo de productos y cómo elegirlo. 


Vamos a ello...


1.- Para qué utilizar el iluminador


foco
Dale luz a tu rostro...
Lo primero que hay que tener presente es que el iluminador no es un corrector, es todo lo contrario. El corrector, camufla; el iluminador, resalta. Por eso es un tremendo error utilizar el iluminador como si fuese un corrector, porque conseguiremos el efecto contrario y sacaremos a la luz esos defectos que queremos esconder: ojeras, arrugas, granitos, etc.


El iluminador es perfecto para aportar luz, volumen y dar protagonismo a las zonas que nos gustaría resaltar.


2.- Cómo elegirlo


La elección del iluminador dependerá de tus necesidades:


Textura


En crema: para todo el rostro y para el escote. Perfecto para pieles secas o mixtas. Se puede aplicar con un pincel y terminando de difuminar con los dedos o sólo con ellos. Personalmente, prefiero prescindir de la brocha, aunque la elección es siempre tuya.


En gel: también es apto para todas las zonas de la cara. Ideal para las pieles normales o mixtas. Se puede aplicar en todo el cuerpo. Igual que en el caso de las texturas en crema puedes ayudarte de una brocha (la mayoría ya la lleva incorporada) y los dedos para el acabado final.


brochasEn lápiz: es más cómodo para la zona de los ojos. Para todo tipo de pieles, eso sí, si es demasiado cremoso evita usarlo si tienes la piel grasa. Aplícalo y difumina con los dedos.


En polvo: para todo el cuerpo. Mejor para pieles grasas o mixtas y para acabados. Se aplica siempre con brocha gruesa y con la punta ligeramente redondeada.


En barra: para todo el cuerpo y para todo tipo de pieles. Queda perfecto si se trabaja con los dedos.


Color


pantoneLa intensidad del iluminador debe ser un tono más claro, dos a lo sumo, que tu base de maquillaje (y esta debería ser lo más parecida a tu piel). Si es del mismo tono o más oscura, evidentemente, no te servirá para iluminar. Si es demasiado claro, las transiciones serán demasiado bruscas y el resultado no será natural.


Los iluminadores pueden tener distintos tonos, más cálidos o más fríos. Mi consejo es que trates de armonizar el iluminador con tu tono de piel, color de cabello y de ojos y tu maquillaje. Si en tu rostro predominan los tonos cálidos, el iluminador deberá ir en consonancia. Si lo que priman son los tonos fríos, el iluminador también deberá tender a ese tipo de colores.


Brillo


Si lo que quieres es un acabado muy natural y lo vas a utilizar en tu día a día, intenta evitar los tonos excesivamente naracados o metalizados y opta por productos más mates.


Si deseas un aspecto más sofisticado y lo vas a utilizar para un maquillaje de noche o para un evento, busca un producto con más partículas brillantes.


Y hasta aquí llega esta primera parte, en la segunda, no te pierdas lo más interesante: dónde aplicarlo y trucos sencillos que te ayudarán a sacarle todo el partido. ¿Te lo vas a perder


11 mayo, 2014

Usos del Esparadrapo (III): Dobladillos

¿Quién no se ha dado cuenta de que se le ha descosido un dobladillo en el momento más inoportuno? Y qué rabia da, ¿verdad? Suele ocurrir cuando no tienes ni tiempo ni un costurero a mano para repararlo.


Si quieres un truco rápido y sencillo para salir del apuro, sólo necesitas recurrir al socorrido esparadrapo. Eso sí, debe ser esparadrapo de buena calidad, con pegamento extrafuerte y ancho. Si es el que suelen llevar los botiquines caseros, no te servirá, porque es muy estrechito y con una adherencia no muy buena.


El esparadrapo, al estar hecho de tejido, se adapta muy bien a la tela a la hora de pegarlo, por lo que es ideal para hacer estas reparaciones de emergencia.


Para arreglar el dobladillo sólo tienes que cortar unas tiras de esparadrapo y colocarlas de tal forma que sujeten el dobladillo y la tela, para que no se despegue, como unos puntos de esos de papel que se utilizan cuando los peques se hacen una brecha, et voilà. Si calientas un poco cada tira con los dedos, mientras la aprietas contra la tela, conseguirás una mejor adherencia; esto se debe a que el pegamento se ablandará con el calor y la presión y se agarrará mejor a las fibras de la tela.




Es importante que tengas en cuenta que, cuanto más fina sea la tela, más estrechitas tienen que ser las tiras, para que no se noten

 
Para que no tengas que llevar el esparadrapo y las tijeras en el bolso, te sugiero este truquito: corta unas tiritas de esparadrapo y pégalas cuidadosamente en el papel de un adhesivo, sí, ese brillante que sobra cuando hemos levantado la pegatina. Intenta no tocarlo mucho durante la manipulación para que no se quite el pegamento. Luego sólo tienes que llevarlo en tu cartera y utilizarlo cuando lo necesites. De esta forma no te ocupará ningún espacio y lo tendrás siempre a mano.



La verdad, los cortes no han quedado muy rectos, pero sirven para su propósito :)


Por cierto, este truco del esparadrapo es de un solo uso. Cuando laves la prenda, las bandas de esparadrapo se despegarán. Así que, cuando llegues a casa, coge aguja e hilo y cose bien el dobladillo.



Post relacionados:

Uso del Esparadrapo (I): Reparar los Lóbulos de las Orejas
Uso del Esparadrapo (II): Sostén de Emergencia
Cómo Taladrar Azulejos Sin Romperlos
Cómo Conseguir que tus Suelas Nuevas No Resbalen

07 mayo, 2014

25 Consejos para Tener una Piel Luminosa (II)

En la primera parte de 25 Consejos para Tener una Piel Luminosa, te di los 11 primeros trucos para tener un rostro resplandeciente. En esta podrás encontrar los 14 restantes.

 
Comenzamos...


12.- Ten siempre a mano agua termal para tu piel. Este tipo de productos no sólo calma y refresca, también ayuda a mejorar su aspecto gracias a los efectos de sus minerales.

Las que me encantan: Agua Termal de Avène, Agua Termal La Roche-Posay.


13.- Deja descansar tu piel de maquillajes y polvos de vez en cuando. Aunque las bases y polvos están formulados de forma cada vez más respetuosa, dejar que respire le viene divinamente. Aprovecha los fines de semana que no tengas compromisos o el verano para darle vacaciones a tu piel. En cualquier caso, procura que sean siempre texturas ligeras y fundentes.

Mis preferidos: Fluido de maquillaje Miracle Air de Teint de Lancôme, Vitalumiére Aqua de Chanel, Nude Magique de L'Oréal.


14.- No hagas ejercicio físico con maquillaje. El calor y el sudor abrirán tus poros y todo el maquillaje, la propia transpiración y la contaminación entrarán ellos sin control y, cuando te enfríes, todo ese material se quedará dentro de tus poros creando el ambiente ideal para los granitos, los puntos negros, las irritaciones y un aspecto sucio y mate.


tomando el sol15.- Di no al sol sin protección solar y/o tomado en las horas centrales del día. La exposición solar a lo loco, es garantía de una piel envejecida prematuramente y con aspecto apagado... por no hablar de las papeletas extras en el sorteo del cáncer de piel :( 

No te olvides de leer: Campaña Euromelanoma 2014 AEDV


despertandose por la mañana16.- Duerme al menos 7 horas. Es algo complicado, lo sé, pero el sueño es la mejor reparación y cura de luminosidad que le puedes dar a tu rostro.


17.- Bebe agua suficiente. La cantidad dependerá de tu actividad física y de tu alimentación. Por ejemplo, si haces mucho ejercicio físico y no comes muchos alimentos ricos en agua, tendrás que beber más de los recomendados 2 litros. Si te mueves poco, comes muchas frutas y verduras y, además, bebes infusiones a todas horas, tu ingesta de agua debería ser menor. Recuerda que en el caso del agua, debes beber lo necesario; ni más, ni menos.


esparragos trigueros18.- Consume 5 raciones de frutas y verduras a diario. Te hidratarán y te proporcionarán todas las vitaminas y minerales que tu piel necesita para estar radiante. Y te protegerán contra la contaminación y los daños solares, algo a tener en cuenta cuando se busca la luminosidad en la piel.


19.- Di sí a los cereales integrales, el aceite de oliva, los pescados azules, los frutos secos, las semillas y... el cacao (sí, el cacao puro no provoca granos, es un antioxidante magnífico para tu piel). Mejorarán el aspecto de tu piel y la mostrarán más saludable, hidratada, uniforme y luminosa; además de tener muchos efectos beneficiosos sobre tu cuerpo y tu mente.


20.- Destierra de tu dieta la comida basura, las grasas saturadas y los productos refinados. Este tipo de alimentos favorecen la producción de sebo que obstruye los poros, provocan inflamación y retención de líquidos... y eso es sólo una muestra de lo que puede hacer una mala alimentación en nuestra piel. 


21.- Si no tienes la tensión alta, diabetes, problemas renales o estás tomando medicación (anticonceptivos orales, diuréticos, etc.) puedes tomar infusiones de regaliz. La infusión de esta raíz es perfecta para oxigenar y mejorar la pigmentación general de la piel, lo que la hace lucir más radiante y uniforme.

Regaliz. Autor: Tamorlan Vía: Wiki Commons

22.- Abandona el tabaco, sí o sí. El tabaco es uno de los peores enemigos de la piel, porque la deja apagada, grisácea y con tendencia a los granitos y espinillas, porque las sustancias nocivas del tabaco ensucian los poros. 


23.- Se prudente con el consumo de alcohol, porque deja la piel mate, envejecida y deshidratada. El alcohol funciona como oxidante celular, inhibe la producción de colágeno y disminuye la cantidad de vitamina A almacenada en nuestro cuerpo. Esto no significa que no puedas tomar una copa de vino o un buen cava de vez en cuando, el truco está en no abusar y en preferir bebidas fermentadas (vino, cerveza, sidra...), no destiladas (ron, whisky, vodka...).


material de fitness
24.- Haz ejercicio físico de forma regular. Su práctica continuada fomenta la oxigenación de los tejidos, mejora la circulación sanguínea, ayuda a eliminar toxinas y consigue que el cuerpo produzca más colágeno y elastina; todo ello se traduce en una piel más resplandeciente y saludable. Por no hablar del resto de beneficios que el ejercicio aporta a todo tu cuerpo.


25.- Olvídate del estrés. Ya sé que es complicado con la vida que vivimos, pero es necesario tomarse las cosas con cierta calma para que no se note en nuestra piel. Aprender a respirar correctamente, hacer algo de yoga o meditación o, simplemente, dejar unos minutos al cabo del día para dedicarlo a nosotras mismas, puede ser suficiente para encontrar cierto equilibrio en nuestro caos diario.


Y el principal truco para tener luz en el rostro: sé feliz


Y, ahora, ¿has visto la luz? :) Fuera de bromas, espero que este post doble te haya ayudado a tener una piel más bonita y radiante. ¿Tienes tú algún truco infalible?




Post relacionados:








03 mayo, 2014

25 Consejos para Tener una Piel Luminosa (I)

¿Quién no busca una piel radiante y luminosa... y a ser posible sin los artificios del maquillaje


Parece que uno de los mayores enemigos de la juventud de la piel son las arrugas, pero eso no es cierto, una piel apagada y con manchas envejece mucho más que unas patas de gallo pronunciadas. Tener un rostro con una tonalidad uniforme y que parece tener luz propia da siempre la sensación de juventud y salud. De las arruguitas ya nos ocuparemos otro día...

 
Para que puedas conseguir ese rostro luminoso y sano, en este post encontrarás 25 consejos sencillos y que te serán útiles. En esta primera parte podrás leer los 11 primeros.

 
Vamos a ello...


chica lavándose la cara 1.- Desmaquíllate bien todos los días. El maquillaje, si no se retira, acaba ensuciando los poros y creando una barrera que no deja respirar la piel y que evita que cualquier crema o tratamiento llegue a su destino. Y, aunque no te maquilles, también debes limpiar tu rostro todos los días, al menos por la noche. La contaminación, el sudor y la suciedad también se acumulan en tu piel durante todo el día. Sólo tienes que mirar el algodón cuando te lo pases por la cara...


2.- Hazte higienes faciales periódicas en un centro profesional. La higiene facial es imprescindible para una piel bonita y luminosa. Si tus cristales están muy sucios no dejan pasar la luz... y a tu piel le ocurre lo mismo.


3.- Exfolia tu piel según sus necesidades. Si no eliminas las células muertas de tu rostro, éste aparecerá mate y como manchado. Además, tus productos de tratamiento no serán capaces de llegar a donde verdaderamente se necesitan, quedándose en la barrera exterior que han formado esas células.

Mis preferidos: Gomage Microperlé Éclat de Chanel, Perfectly Cream Fresh Balancing Exfoliator de Estée Lauder, Pure System Mascarilla desincrustante de Yves Rocher.

aplicandose crema 
4.- Utiliza productos de hidratación y tratamiento adecuados para tu tipo de piel. Si no usas las cremas y cosméticos apropiados, puedes conseguir una piel apagada y poco uniforme. Déjate asesorar por profesionales para acertar.


5.- No te olvides del tónico o de las lociones revitalizantes. Imprescindible para una piel perfecta, porque cierra los poros, elimina cualquier resto de impurezas que haya podido quedar tras la limpieza y prepara la piel para el siguiente paso de tu ritual de belleza.

Mis preferidos: Agua Floral de Rosas de Primavera, Loción Equilibrante Equlibrium 10 de Eberlin, Biosource Lotion Piel Normal de Biotherm.


6.- Di sí a las mascarillas con efecto luminosidad. Funcionan muy bien y mantienen su efecto durante varios días. 

Mis preferidas: Meso Mask de Filorga, Xpert Ilu-Masque de Singuladerm,


7.- No te olvides en tu neceser de belleza de las ampollas flash. Luz al instante... y sin tener que pagar la factura mensual ;)

No puedo vivir sin: Flash-10 de Farline.


8.- Di sí a la vitamina C en tu día a día. La vitamina C es un potente antioxidante que ayuda a mejorar el tono de la piel y a atenuar las manchas.

Mi must have: Eterna C Vital de Eberlin.


maquillaje9.- Utiliza maquillajes ligeros, cremas con color o BB cream, en lugar de bases pesadas y aceitosas.

Mis imprescindibles: Fluido de maquillaje Miracle Air de Teint de Lancôme, Vitalumiére Aqua de Chanel, Nude Magique de L'Oréal.


10.- No te olvides de los iluminadores, ya sean en polvo o en crema. Aunque es luz artificial, no deja de ser imprescindible para darle luz al rostro.

Los que más me gustan: Touche Éclat de Yves Saint Laurent, Iluminador en polvo de Lola Make Up.


11.- Date todos los días un pequeño masaje consistente en darte pequeños pellizcos en el rostro.

Aquí tienes un vídeo sobre cómo darte esos pellizquitos para que se active la circulación:



Si no puedes visualizar el vídeo, por favor, pincha en este enlace.


Nos vemos en la segunda parte, donde encontrarás consejos sobre alimentación, ejercicio, infusiones y mucho más para tener una piel preciosa. ¿Te esperamos?



Post relacionados: 

25 Consejos para Tener una Piel Luminosa (II) Una Buena Higiene Facial Casera (I)
Una Buena Higiene Facial Casera (II)
Una Buena Higiene Facial Casera (III)
Cómo Aplicarse Correctamente las Cremas Faciales
Uno de Mis Trucos Favoritos: Ampollas de Colágeno
La Vitamina C y sus Beneficios para la Piel

Síguenos por correo electrónico